Tenemos un camino

Les confieso que había pensado el titulo inicial de este artículo: “Tenemos una estrategia”, pero está muy claro que en la política moderna de acuerdo al Maestre Maquiavelo las estrategias no se revelan, podríamos agregar, que por razones obvias.

Después de muchos esfuerzos y tiempo se ha logrado que confluyan en un mismo camino varias fuerzas políticas sobre todo las que están en la Asamblea Nacional (AN) más otras que se agrupan en la intersectorial sindical, intergremial, el comité de conflicto y otros sectores sociales que actúan bajo el paragua del Frente Amplio. Ahí se ha logrado una Política bajo la dirección de la AN.

Ello se facilitó con la decisión de los partidos de respetar el acuerdo de la sucesión en la Presidencia de la AN, lo que permitió fortalecer una unidad política que es indispensable para salir de este régimen, a esto ayudo y mucho la inmensa presión social porque apareciera una política que marcara una trayectoria clara y creíble para acabar con el inmenso sufrimiento social resultado de una hiperinflación que maduro no hace sino alimentar día a día, la caída imparable de la producción petrolera, la debacle de los servicios públicos, la huida de los venezolanos (sobre todo los jóvenes) frente a la imposibilidad de poder subsistir a la que se suma la incapacidad de formarse una expectativa de futuro en la Venezuela subyugada por el castro-chavismo-madurismo.

La elección como Presidente de la Asamblea nacional del Diputado Juan Guaidó, ha proporcionado una cara, un liderazgo, que los ciudadanos estábamos clamando porque apareciera. Ya está ahí.  Y planteó en el Cabildo realizado en Caracas el viernes 11 pasado del corriente que el asume el reto con la fuerza que proporciona el apoyo de todos los venezolanos que queremos que esto acabe. No voy a entrar en detalles jurídicos sobre todo lo que implica la usurpación del poder por parte de Maduro, porque otras personas más competentes que nosotros han planteado el tema con mayor claridad.

Lo concreto es que la unidad es con la Asamblea Nacional que hoy con Juan Guaidó a la cabeza se convierte de manera clara en la dirección política de la oposición que está en perfecta sintonía con el mundo democrático que hoy de manera abierta y sin ambages desconoce a Maduro como presidente legal y legítimo de nuestro sufrido país y, lo conoce como el sátrapa que es de hecho en un ejercicio despótico del poder.

Ahora a los ciudadanos nos toca responder al llamado del Presidente Juan Guaidó y apoyar generando la masa que produce la fuerza que se necesita para expulsar del poder a Nicolás Maduro y su mesnada de turiferarios que le secundan. Necesitamos manifestarnos, mostrarnos a nosotros mismo y al mundo democrático que somos mayoría, que estamos como un bloque por terminar el mandato tiránico del socialismo en el siglo xxi.

El próximo 23 de enero, fecha que conmemora la conquista democrática con la caída de la dictadura del Gral. Pérez Jiménez, todos estamos obligados a tomar la calle acompañando a la Asamblea nacional, a los partidos, a las fuerzas políticas, sindicales, gremiales y sociales   que tenemos el único fin de terminar con la destrucción nacional y conquistar una patria Republicana y Democrática. Debemos responder con fuerza y determinación al llamado del Presidente Guaidó de que seamos la fuerza que el necesita para realizar la tarea que todos deseamos ver a Nicolás y sus secuaces fuera del poder.  @pedrovcastrog