Regreso a clases presenciales en Vvnezuela: ¿Están dadas las condiciones? ¿Es seguro?

Queremos iniciar haciendo énfasis que no estamos en contra del inicio de clases presenciales, entendemos que la educación es pilar fundamental de toda nación y que el aprendizaje en aula jamás será sustituido por clases a distancia, vía on line. Pero el regreso a clases requiere de una serie de condiciones que deben estar cubiertas para garantizar seguridad al estudiantado y a sus familias, a los docentes, al personal de empleados y obreros que laboran en las instituciones escolares, y que la vuelta a las aulas no conlleve a un incremento de contagios, casos y muertes por Covid19. Esas condiciones son:

1) Vacunación del 70% o más de la población general- Voceros oficiales prometieron que para el mes de octubre y antes del inicio de clases se tendría vacunado a un gran porcentaje de población. Hasta el momento y según información de la Universidad de Oxford (Our World in data) en Venezuela para la fecha se han aplicado aproximadamente 14 millones de dosis (8,75 millones de personas han recibido una dosis lo cual representa cerca del 24% de la población y 5,25 millones han recibido 2 dosis, lo cual representa aproximadamente el 18,66%). Tales cifras son similares a las publicadas por el D.r Marino González de la UPP de la Universidad Simón Bolívar y el Instituto Delphos. Desafortunadamente no contamos con cifras ni boletín oficial que nos informe cómo va la cobertura de vacunas en nuestro país. El plan de vacunación en Venezuela que se inició en febrero 2021  ha estado plagado de irregularidades y un considerable retraso que nos ubica en el puesto 17 de 20, en América Latina.

2) Vacunación del 100% del personal que labora en los planteles. Según representantes de Sivenma y Fordisi en el área metropolitana de Caracas aún no se ha vacunado ni la mitad del personal del sector educación (docentes, empleados y obreros) y la situación es peor en el interior del país.

3) Acondicionamiento del plantel para recibir a los estudiantes. Todo plantel debe contar con *suministro de agua permanente (en Venezuela 8 de cada 10 planteles no cuentan con agua), *dotación de jabón, cloro, gel alcoholado al 70%. *Dotación al personal de equipos de protección (mascarillas y caretas) así como entrenamiento para su debido uso. *Garantizar la ventilación de las aulas y de ser posible uso de extractor de aire hacia el exterior * Eliminar bebederos y sustituir por dispensadores de agua

4) Garantizar el distanciamiento. El equipo formado por directivos del plantel, zona educativa y sociedad de padres y representantes diseñarán estrategias que garanticen el distanciamiento en aulas, y en actividades complementarias (comedores, actividades deportivas, culturales y transporte) reducción del aforo de estudiantes y adecuación de horarios. La Sociedad Venezolana de Pediatría y Puericultura recomienda un metro de distancia entre cada pupitre y reducir a la mitad el numero de estudiantes por jornada. El plan que plantea el ejecutivo de asistir a clases una semana si y otra no, no se ha implementado en ninguna parte del mundo  

5) Recomendaciones a los estudiantes, padres y representantes. Se debe entrenar al estudiante, niño o adolescente, a cumplir con las medidas de prevención en el plantel y fuera de él, a no compartir utensilios, llevar su botella de agua y no usar bebederos, llevar un pañito para secar las manos, a no quitarse la mascarilla y de ser posible careta durante toda la jornada.

6) Vacunación del estudiante. Para lograr la tan necesaria inmunidad de rebaño y por el hecho que los niños se contagian y transmiten el virus igual que los adultos se deben vacunar a niños y adolescentes. En muchos países ya se inició la vacunación en menores de 18 años (Chile, Estados Unidos de América, China, Países de la Unión Europea, entre otros). En Venezuela aún desconocemos cuál vacuna será aplicada a los menores, y estamos de acuerdo siempre y cuando sea con productos aprobados por la O.M.S. y con eficacia científica comprobada y certificada

La ausencia de clases presenciales está produciendo en nuestros niños y adolescentes problemas psicoafectivos y conductuales como retardo de lenguaje (etapas iniciales) dificultad para socializar, trastornos de comportamiento, crisis de pánico y hasta depresión, por lo que el regreso a clases presenciales es necesario, pero con condiciones óptimas.

Neumonólogo Pediatra

Médicos Unidos Venezuela Capítulo Aragua 

Facebook Twitter Share